11.01. La tablilla astronómica del 37.º año de Nabucodonosor

Entre los miles de documentos públicos y privados, escritos en tablillas de arcilla, desenterrados por los arqueólogos en Mesopotamia, dos textos astronómicos tienen gran importancia para la cronología porque fijan las fechas AC de los reinados de Nabucodonosor II y de Cambises, respectivamente.

El que tiene más valor para el período último de los reyes hebreos es el que se refiere a la fecha del 37.º año de Nabucodonosor.

Contiene una serie de datos logrados por la observación astronómica sobre las posiciones de diversos astros durante un año completo, del 1.º de Nisán del año 37, hasta el 1.º de Nisán del año 38 de su reinado.

Los astrónomos modernos que han comprobado esta información mediante cómputos astronómicos dicen que la combinación de datos con referencia al Sol, la Luna y los planetas, que se mueven en diferentes ciclos, no puede duplicarse en ningún otro año.

Por lo tanto, el 37.º año del reinado de Nabucodonosor está fijado sin lugar a duda en 568/67 AC. En consecuencia, todos los otros años de ese reinado quedan ubicados; el primero fue el 604/03 AC, y el 7.º, durante el cual Nabucodonosor capturó a Joaquín, fue el 598/97 AC.

Puesto que existen varios sincronismos bíblicos con el reinado de Nabucodonosor, el fin del reino de Judá se conoce exactamente por esas fechas AC; pero los sincronismos entre los reyes hebreos y los monarcas asirios deben ubicarse mediante listas cronológicas asirias, ligadas al reinado de Nabucodonosor por la lista de reyes conocida como Canon de Tolomeo.