3.00. Introducción

Al convertir las declaraciones temporales de la Biblia a cálculos cronológicos, debemos considerar ciertos principios del idioma hebreo y formas de cómputo que se aplican al Pentateuco y también a otros pasajes.

Debiera recordarse que el significado de una sentencia no es necesariamente lo que las palabras significan ahora para nosotros, aun después de haber sido traducidas, sino lo que quería decir el escritor antiguo cuando usó esas palabras.

En la Biblia,

(1) "hijo" puede significar nieto:
"Y se levantó Labán de mañana, y besó sus hijos y sus hijas, y los bendijo; y regresó y se volvió a su lugar" (Gén. 31:55).

"Respondió Labán y dijo a Jacob: Las hijas son hijas mías, y los hijos, hijos míos son, y las ovejas son mis ovejas, y todo lo que tú ves es mío: ¿y qué puedo yo hacer hoy a estas mis hijas, o a sus hijos que ellas han dado a luz?" (Gén. 31:43).

(2) "hermano" puede significar sobrino o tío:

"12Tomaron también á Lot, hijo del hermano de Abram, que moraba en Sodoma, y su hacienda, y se fueron... Y recobró todos los bienes, y también á Lot su hermano y su hacienda, y también las mujeres y gente." (Gén. 14: 12, 16 - Reina-Valera Antigua).

"Y sucedió que cuando Jacob vio a Raquel, hija de Labán hermano de su madre, y las ovejas de Labán el hermano de su madre, se acercó Jacob y removió la piedra de la boca del pozo, y abrevó el rebaño de Labán hermano de su madre. Y Jacob besó a Raquel, y alzó su voz y lloró. Y Jacob dijo a Raquel que él era hermano de su padre, y que era hijo de Rebeca; y ella corrió, y dio las nuevas a su padre" (Gén. 29:10-12).

Aun una declaración tan sencilla como la de que Noé tenía 600 años, en el tiempo del diluvio, puede ser mal comprendida, y lo es generalmente.